¡Bienvenidos a nuestra nueva web! Envíos gratis por compras mayores a S/. 80.00
gestión de emociones en niños

Gestión de emociones en niños

gestión de emociones en niños

Hola, mamitas y papitos, bienvenidos al MIMIBLOG de hoy. Como sabes, en mimi.pe, además de ofrecerte el mejor precio de pañales en Perú, queremos acompañarte durante la crianza de tu bebé. Es por ello que en este blog te hablaremos acerca de la gestión de emociones en niños. 

¿Qué es la gestión de emociones en niños?

Se conoce como “gestión emocional” a la capacidad que se tiene para manejar las emociones de manera apropiada. Esto supone una toma de conciencia entre el comportamiento, la emoción y la percepción de la misma.

Con la gestión de emociones se proporciona a los niños las herramientas de afrontamiento necesarias. De esta manera podrán enfrentar las emociones negativas y convertirlas en emociones positivas. Al mismo tiempo, esto supone un cambio de enfoque y mejora la capacidad de aprendizaje. 

Consejos para una buena educación emocional

La educación emocional es uno de los temas que interesa a los padres. Las emociones abarcan un aspecto imprescindible para lograr un mejor desarrollo de los niños. Por ello, queremos compartirte tres consejos de oro que te ayudarán a fomentar un mejor manejo de las mismas. 

Toma nota y descubre cómo lograr una mejor gestión de emociones en niños:

1. Ver las necesidades y sentimientos 

Los niños necesitan y quieren estar rodeados de los adultos que los hacen felices y que le transmiten calidez. Cuando vemos un comportamiento inadecuado en los pequeños de la casa generalmente se debe a sentimientos que les abruman o necesidades que no fueron cubiertas.

Para evitar que una situación empeore, es necesario practicar junto a los niños la inteligencia emocional. Este es un proceso mediante el cual los niños aprenden a expresar sus necesidades con palabras simples y sin la necesidad de causar problemas. 

Al escucharlos y resolver sus necesidades, se consigue una conexión con su experiencia interna. Así es posible agregar un nuevo lenguaje, el de las emociones y ese será un regalo invaluable para toda la vida.

2. Aceptación de emociones

Aunque sean negativas, el niño debe expresarse y aceptar esas emociones. Sin embargo, es importante limitar las acciones que podrían catalogarse como peligrosas, poco correctas o temerarias. 

Los golpes, rabietas, desobediencia de las reglas o romper objetos son maneras de expresar que algo les incomoda. En el punto 1 hablamos de la inteligencia emocional. Este conocimiento es vital para la aceptación de las emociones y su correcta gestión. 

Como adulto, debes dejar que el niño se exprese. Al principio será difícil: habrá gritos y llantos. Es ahí donde entras tú como guía. Enséñale cómo puede direccionar su molestia o tristeza y aprender de cada una de sus emociones. 

3. Controlar nuestras emociones

Los niños aprenden por imitación. Es por ello que resulta importante que controles tus emociones. Con ello, tu pequeño aprenderá a gestionar sus emociones de la misma manera que tú lo haces. 

Cuando mantienes la calma a pesar de que las circunstancias sean difíciles, estarás demostrando que siempre se puede optar por una actitud correcta. Enséñale que el enojo y la tristeza son normales y son parte de la vida. 

Dale una sensación de bienestar entendiendo y atendiendo los motivos por los que tu hijo está mostrando tal vez rebeldía. No hay razón para castigar o culpar: la clave está en la gestión de emociones.

Permítenos ser parte de la crianza de tu pequeño. Consulta nuestro MIMIBLOG para disfrutar cada momento de su infancia.

Conoce nuestro catálogo y permitenos acompañarte en tu día a día. Sigue brillando y alcanzando tus metas con los increíbles precios de Mimi Pañales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar

Ingresar

Cerrar

Carrito (0)

Cart is empty No hay productos en tu carrito

Mimi

Por que nadie mima mejor que MIMI a tu bebe



Te informamos que usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación. Conoce más, leyendo nuestras Políticas de Cookies. ¿Que cookies desea que utilicemos?